Pages Navigation Menu

Fiesta clandestina: Sin medida Judicial por el momento

Padre de una estudiante de Concordia  denunció públicamente que un grupo de chicos fueron a una fiesta en una zona rural de Los Charrúas y los dejaron sin transporte de regreso. El lugar es zona rural ubicado a unos 15 kilómetros de la escuela N° 49 Gregoria Perez. La fiscalía no constató ningún delito.

Gustavo Figueredo es el padre de una estudiante de Concordia que salió a festejar la primavera concurriendo a una fiesta particular organizada por un privado, involucrando a varias escuelas, indicó diario El Sol.

En contacto con El Sol Figueredo denunció que a los chicos los dejaron abandonados en el medio del campo y que les vendían bebidas alcohólicas. “La fiesta de las escuelas” se hace afuera de la ciudad para que la policía y la municipalidad no la controlen, denunció, quien no descartó concurrir a la justicia junto con otros padres.

La Comisaria de Los Charrúas por su parte indicó: “A Raíz de haber tomado conocimiento referente  a nota publicada en la fecha en Diario El Sol, Pagina Nº 3, donde el ciudadano Gustavo Figueredo, hace mención de Fiesta Denominada “Fiesta de Escuelas”  celebrada por particulares en forma clandestina zona rural de Los Charrúas  (Lugar sin especificar), donde su hija concurrió habiendo abonado una entrada por la suma de pesos argentinos trescientos ($300) que concurrieron chicos de por lo menos cinco establecimientos de la ciudad de Concordia, que llegaron al lugar en colectivos pero que no los llevaron de regreso, denunciando abandono de parte de los organizadores y a la vez asume que el organizador entregó la suma de $800 pesos a cada colegio para que regresaran. Se consultó a la Fiscalía en Turno Dra. Julia Rivoira, quien al No constatarse por el momento Ningún Delito dispuso que se deje constancia y se anoticie al área correspondiente Municipal o comuna por alguna actuación administrativa que pueda corresponder. Pero no dispuso ninguna medida Judicial  por el momento.

 Relato de Figueredo 

“Mi hija, a eso de las 6:30 hs de la mañana (del 21) me llamó para que la vaya a buscar porque los colectivos que debieron ir a buscarlos nunca llegaron, habían organizado una fiesta clandestina y no sabemos quién esta detrás de todo esto. Mi hija me pidió que por favor la vaya a buscar a la zona rural de Los Charrúas, ella ni siquiera sabía dónde estaba, ni donde se encontraba. El lugar esta ubicado, de la escuela Gregoria Perez N° 49, unos 15 kilómetros para adentro, como los colectivos no fueron a buscarlos los chicos caminaron una hora y media para salir a la ruta, el dueño de la quinta le entregó a cada grupo de escuelas 800 pesos para que se vengan a la ciudad en remís, ellos fueron abandonados a la buena de Dios. Yo traje ocho chicos de la escuela Benito Juarez, después había otros chicos de la escuela Normal, Colegio Nacional, Técnica 2, Benito Juarez y Agrotécnica”, denunció.

Figueredo insiste en que “había otro evento en el camping de ATE, en cercanías del camping La Tortuga Alegre, donde había otra fiesta clandestina, digo esto porque no tenían ninguna habilitación, les avisé a otros padres porque existe una falta de control por parte de la gente que organizó el evento”.

Contó que su hija concurrió a la fiesta en la zona de Los Charrúas adquiriendo una entrada por 300 pesos para la “Fiesta de las escuelas” y que tomaron el colectivo para concurrir a la fiesta frente a su escuela.

“Le pregunté al chofer si los chicos volvían con ellos, si los traían, y me respondió que sí, pero hoy  los dejaron abandonados. Cuando fui encontré como a 30 chicos caminando por una ruta oscura, que no conocían. Lo peor del caso es que había chicos alcoholizados, me contaron que hubo chicos en muy mal estado y el dueño de la casa los cargó y los trajo para Concordia, no sabemos qué hizo con ellos ni dónde los dejó, pienso que se quiso deshacer de ellos para evitar problemas”, detalló.

Figueredo cargó contra el organizador y puntualizó que “los menores no pueden tomar bebidas alcohólicas y mucho menos si hay fiestas organizadas por mayores”, reclamó que el hecho se investigue, que se sepa quién las organiza y cómo obtienen fondos para darles a los chicos.

Por último, no descartó concurrir con otros padres a la justicia.”Voy a hablar con otros padres, vamos a hacer una reunión y si tenemos que volver lo vamos a hacer, acá se organizan fiestas alejadas, clandestinas, fuera de control para la policía”, concluyó.

El Sol

 

Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *