Pages Navigation Menu

Por los impuestos, mañana vuelve a aumentar la nafta

Por el componente impositivo, que se ajusta por el IPC, subirá alrededor de $ 1 por litro. Si las petroleras deciden trasladar las variaciones del crudo y del dólar, el impacto será mayor.

En lo que va del año, los combustibles casi no han sufrido incrementos. Con la excepción de un mínimo retoque a comienzos de febrero, que compensó la baja de diciembre, la nafta y el gasoil pasaron un verano estable.

Sin embargo, la paz en los surtidores tiene vencimiento, marzo, cuando opere el ajuste trimestral del componente impositivo.

El incremento sólo impactará en el monto fijo que representa el Impuesto sobre los Combustibles Líquidos (ex-ITC). De esta forma, en el precio de venta, “no significaría mucho más de un uno por ciento”, según aseguró Gabriel Bornoroni, presidente de la Federación de Expendedores de Combustibles del Centro del País (Fecac).

Sin embargo, hay un detalle (no menor): por la suba de la cotización de los futuros del petróleo y la variación del dólar desde el 5 de febrero, cuando se dio el único incremento de este año, el ajuste podría ser mayor. Cálculos extraoficiales hablan de entre un tres y un cinco por ciento.

“El crudo subió seis por ciento en lo que va de febrero y el dólar, que estaba a 38,10 pesos, pasó a 39,70. Hay un aumento, se han movido las dos variables que más influyen en el precio”, explicó Bornoroni. “También, seguramente, el Gobierno les pondrá un nuevo precio a los biocombustibles. Lo que no sabemos es si todo esto se trasladará junto con el aumento del componente impositivo o se hará más adelante”, agregó.

La experiencia de ajustes previos indica que se aplicaría en bloque, pero, por el hermetismo en las petroleras (y en sus negociaciones con el Gobierno), no se puede confirmar. “En diciembre, como había bajado el crudo y había que ajustar el impuesto, el resultado fue un pequeño retroceso en los precios. Hay que ver cómo deciden instrumentarlo ahora”, amplió el dirigente empresarial.

Desde YPF, el lunes indicaron que desconocían si se haría un ajuste de precios.

El ITC, por la reforma tributaria del año pasado (ley 27.430), se ajusta el primer día de marzo, junio, septiembre y diciembre de cada año, según la inflación del trimestre anterior. Lo aplica la Afip. En este caso, se trasladará la variación del índice de precios al consumidor (IPC) del cuarto trimestre de 2018, que fue del 11,7 por ciento, entre octubre y diciembre.

El componente impositivo de las naftas está ahora en 8,38 pesos y el de las dos variedades de gasoil, en 5,50, según datos de Fecac. De aplicarse el porcentaje que calculan los estacioneros, se irían a poco más de nueve y de seis pesos, respectivamente. Esto, más el impacto del IVA y de los Ingresos Brutos provinciales, elevaría el precio en alrededor de un peso por litro, en el caso de las naftas. El impacto sería menor en el del gasoil.

La Voz

Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *